Quistes de ovarios: ¿ahora qué hago?

Clínica PedrosaGinecología y Salud de la Mujer

Quistes de ovarios

Sabias que los quistes de ovarios son muy comunes entre las mujeres de entre 15 y los 35 años de edad. Si te encuentras en una situación parecida hoy te contamos todo lo que te pueda preocupar de tener un quiste en el ovario.

¿Qué es un quiste?

El quiste es una lesión que puede presentarse en varias partes de nuestro cuerpo. Es básicamente una burbuja envuelta por una membrana delgada, que contiene aire o sustancias líquidas(o semilíquidas) en su interior.

Quistes también pueden ocurrir en los riñones, en la piel, en el hígado, en el páncreas, en las mamas, en el cerebro, en las cuerdas vocales y otras tantas partes del cuerpo.

El quiste es una lesión benigna. En casos muy raros se puede confundir con tumores malignos, los cuales podrían tener aspectos similares a los de un quiste. Por lo que, la mejor prevención son las revisiones frecuentes desde la primera menstruación.

Quiste en el ovario

Un quiste en el ovario, también conocido como quiste ovárico, como hemos dicho es una bolsa llena de líquido que se forma en el interior o alrededor del ovario. Un quiste ovárico puede provocar dolor en la región pélvica, retraso en la menstruación o problemas para quedar embarazada.

En la mayoría de los casos el quiste en el ovario es benigno y sin recibir ningún tipo de tratamiento médico el quiste desaparece en unos meses. Generalmente, tener un quiste en el ovario es una situación común que padece muchas mujeres, incluso una misma mujer puede llegar a padecerlo varias veces a lo largo de la vida.

Tener quistes en los ovarios no impiden la fertilidad, aunque los cambios hormonales que produce la aparición del quiste puede causar mayor dificultad para quedar embarazada. Debes saber que con el tratamientos adecuado, el quiste en los ovarios podrá desaparecer o disminuir su tamaño para conseguir regular las hormonas y facilitar el embarazo.

Si te encuentras en esta situación, y has conseguido quedar embarazada, te aconsejamos que visites a tu ginecólogo para que pueda realizarte revisiones con regularidad y prevenir posibles complicaciones.

Tipos de quistes en los ovarios

Existen diferentes tipos de quistes que pueden darse en el interior o alrededor de los ovarios

  • Quiste folicular: este tipo de quiste ocurre cuando no se produce la ovulación o cuando el óvulo no sale del ovario durante el período fértil. No suele presentar síntomas y no suele necesitar tratamiento. El tamaño puede encontrarse entre los 2,5 cm a 10 cm y normalmente disminuye de tamaño al cabo de las 5 u 8 semanas.
  • Quiste de cuerpo lúteo: suele ocurrir tras la liberación del óvulo y desaparecer sin tratamiento. Su tamaño es de 3 o 4 cm, y aunque puede romperse al mantener relaciones intimas, no requiere de algún tratamiento específico. En este caso, si hay síntomas característicos como: dolor intenso, caída de la presión arterial y el ritmo cardíaco acelerado. En ocasiones, podría ser necesario una cirugía por laparoscopia para extraerlo.
  • Quiste de Teca-luteína: no es muy común, y la causa de estos tipos de quistes es la toma de medicamentos para quedar embarazadas.
  • Endometrioma ovárico: surge en casos de endometriosis en los ovarios, y su tratamiento es mediante medicamentos o cirugía.
  • Quiste hemorrágico: surge cuando hay sangrado en la pared del quiste hacia su interior.
  • Quiste dermoide: conocido como teratoma quístico maduro, pueden encontrarse en niños, y contiene cabellos, dientes o fragmentos óseo. En estos casos es necesario realizar una cirugía por laparoscopia.
  • Fibroma ovárico: en este tipo puede variar desde microquistes hasta pesar 23 kg, y tienen que ser extraídos. Es una neoplasia muy común durante la menopausia. 
  • Quiste adenoma: Es un quiste ovárico benigno, cuyo tratamiento debe ser la extracción por laparoscopia ginecológica.

Síntomas de quistes en los ovarios

Generalmente, los quistes en el ovario no provoca síntomas, sin embargo, en los casos en los que el tamaño del quiste es mayor a 3 cm de diámetro, podrían aparecer signos o síntomas como:

  • Dolor en el ovario, donde se encuentra el quiste
  • Retraso de la menstruación
  • Dolor durante la ovulación
  • Aumento de la sensibilidad en los senos
  • Dolor durante las relaciones íntimas
  • Sangrado vaginal fuera del período menstrual
  • Ganancia de peso
  • Dificultad para quedar embarazada

En los casos en la que el quiste ovárico no suele causar síntomas suele darse alguna de las siguientes condiciones:

  • Crecimiento del quiste  de ovario

La mujer puede sentir dolor o pesadez en el área pélvica o  abdominal, dolor durante las relaciones sexuales, distensión abdominal, náuseas, ganas de orinar con frecuencia (si la vejiga está comprimida), dificultad o ganas repentinas de evacuar (si el recto está siendo comprimido) y aumento de peso (si el quiste está creciendo en demasiado).

  • Rotura del quiste de ovario

El cuadro clínico de un quiste ovárico roto suele ser un repentino y severo dolor unilateral en la pelvis. Durante un esfuerzo físico o en las relaciones sexuales suele ocurrir roturas. En raras ocasiones, la ruptura del quiste puede provocar hemorragias graves. Puede ocurrir sangrado vaginal, pero no es un síntoma común de quiste ovárico roto.

  • Torsión del quiste de ovario

Cuando el quiste crece en demasiado, puede girar alrededor de su propio eje, causando una torsión del quiste, del ovario, o de la trompa uterina. El cuadro es similar a la ruptura del quiste, con intenso y repentino dolor unilateral pélvico o abdominal. El dolor puede ser intenso lo suficiente para causar náuseas y vómitos.

Diagnóstico de quistes de ovarios

Para el diagnóstico de los quiste en los ovarios es necesaria la realización de exámenes médicos como: la palpación en la región pélvica, ecografía transvaginal, tomografía computarizada y resonancia magnética.  Algunos especialista podrían solicitar una prueba de embarazo para descartar la posibilidad de embarazo ectópico que suele coincidir con los mismos síntomas. Para verificar si el quiste es de tipo benigno o maligno se suele solicitar una examen de sangre.

Tratamiento para los quistes en los ovarios

Generalmente, un quiste en el ovario suele no ser peligrosos y desaparecer sin tratamiento medico. En algunas ocasiones, se podría tratar con el uso de pastillas anticonceptivas y en los casos en los que las consecuencias fueran síntomas o dificulta el funcionamiento del órgano el especialista aconsejara la extracción del quiste a través de una cirugía. En los casos más complejos, en los que el tamaño del quiste es bastante grande, presenta indicios de cáncer o en caso de una torsión del ovario, es posible que sea la mejor opción sea retirar completamente el ovario.

Resumen
Quistes de ovarios: ¿ahora qué hago?
Título
Quistes de ovarios: ¿ahora qué hago?
Descripción
Sabias que los quistes de ovarios son muy comunes entre las mujeres de entre 15 y los 35 años de edad.Es una lesión que puede presentarse en varias partes.
Autor
Editor
Braun Marketing & Consulting
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…