Embarazo múltiple: !Vienen dos¡

Clínica PedrosaObstetricia y control del embarazo, Reproducción asistida y fertilidad

embarazo múltiple

¿Vienen dos? Cada vez es más común ver a embarazadas esperando la llegada de sus dos bebés, no te alarmes. Es una experiencia doble que seguro disfrutas muchísimo. Actualmente el uso de tratamientos hormonales, la edad de la madre cada vez más avanzada o tratamientos de reproducción asistida son la causa del aumento de embarazo múltiples. Desde Clínica Pedrosa te felicitamos y damos la bienvenida a tu embarazo múltiple. Si quieres conocer más a cerca de las causas, los cuidados y el parto no dejes de leer nuestro artículo.

Qué es el embarazo múltiple

Tener un embarazo múltiple es esperar a más de un bebé, por lo que se desarrolla más de un feto. Como hemos anticipado en el inicio del artículo esto ocurre como resultado de la fecundación de dos o más óvulos, o por la división de un óvulo, dando lugar en estos casos a gemelos, genéticamente idénticos.

Los gemelos pueden ser monocigóticos, siendo idénticos, o dicigóticos. Los gemelos monocigóticos se forman a partir de un solo óvulo dividido en dos partes, desarrollándose por separado hasta formar a dos bebés genéticamente idénticos, del mismo sexo y físicamente muy parecidos. Sin embargo, los gemelos dicigóticos, son causa de la fecundación múltiple, es decir, que la madre tenía más de un óvulo, y esos óvulos fueron fecundados por distintos espermatozoides por lo que, aunque se concibieran al mismo tiempo, serán bebés muy diferentes. Estos bebés pueden ser del mismo sexo, o no, y el parecido físico será similar al de hermanos nacidos en fechas distintas.
En casos muy excepcionales puede ocurrir que haya más de dos embriones. En estos casos, poco comunes, los bebés pueden ser genéticamente idénticos, distintos, o una combinación de ambos tipos.

Causas del embarazo múltiple

Cada vez es más frecuente ver mamás embarazadas de gemelos o mellizos, y es que los embarazos múltiples han aumentado por el uso de técnicas de fertilidad. Son varias las causas que pueden dar lugar a que se produzca un embarazo múltiple:

  • Genética: la historia familiar con embarazos múltiples aumentan las probabilidad de que vuelva a ocurrir.
  • Embarazo en mamás con edad avanzada:si la mamá tiene entre los 30 y los 35 tendrá más posibilidad de una doble ovulación.
  • Embarazos anteriores: si la mujer ya ha tenido varios embarazos, la posibilidad de tener mellizos aumenta.
  • Tratamientos de fertilidad: se toman medicamentos para estimular los ovarios   para que produzcan múltiples óvulos, y las técnicas de reproducción asistida, como la fecundación in vitro, incrementan considerablemente el embarazo múltiple.

Diagnóstico

Existen factores clínicos que nos alertan de la posibilidad de ser un embarazo múltiple como:

– El tamaño uterino es desproporcionado a la edad gestacional, es decir, es más grande.

– Se ausculta de más de un tono cardíaco fetal.

– Se palpa más de un feto.

Para poder corroborar el embarazo múltiple y confirmar el diagnóstico se utiliza la ecografía para afirmar la existencia de más de un feto, número de bolsas y número de placentas.

Tratamiento

El tipo de tratamiento para una mujer con embarazo múltiple dependerá de los siguientes factores:

  • La salud general antes, y durante el embarazo;
  • Número de fetos;
  • Tolerancia a determinados medicamentos y/o terapias;
  • Preferencias de la mujer embarazada.

Teniendo en cuenta los puntos anteriores, el tratamiento y cuidados recomendados serán:

  • Nutrición completa, vigilar la hidratación y la ingesta de calorías adecuada;
  • Estar informada y asistir a consultas prenatales para ayudar a detectar cualquier problema que pudiera surgir durante el embarazo múltiple;
  • Consultar con un especialista para realizar análisis o ecografías especiales;
  • Mantener reposo a partir de la segunda mitad del segundo trimestre para los embarazos múltiples suele ser muy frecuente;
  • Los medicamentos tocolíticos se pueden administrar si se produce un inicio de parto prematuro, a fin de reducir o detener las contracciones del útero;
  • Los medicamentos con corticosteroides pueden administrarse para ayudar a que los pulmones del feto maduren;
  • El cerclaje cervical se utiliza en los casos en los que el cuello uterino es débil y no puede permanecer cerrado durante el embarazo, por lo que se cierra mediante sutura.

El parto de un embarazo múltiple

Los embarazo múltiples supone de unos cuidados más específicos que los de un embarazo normal, ya que la madre y los bebés tienen algo más de riesgo. Se recomienda a las madres de gemelos comenzar la preparación al partos antes,  porque estos embarazos suelen adelantarse para nacer en la 37,1 semana de media. Generalmente, y como es de esperar, suelen ser más pequeños que otros niños.

En la 24ª semana de embarazo los dos fetos han ocupado la mayor parte del espacio en el útero materno, por lo que aumenta el riesgo de un parto prematuro. A partir de las semanas 26ª, 27ª y 28ª los bebés tienen un peso juntos de unos tres kilogramos, por lo que tenemos que tener en cuenta que ese suele ser el peso de un bebé cuando llega el momento del parto. La tensión en la matriz comienza a aumentar, lo que puede provocar contracciones prematuras. Durante estas semanas es muy importante realizar las revisiones preventivas en los embarazo múltiples, y en los últimos tres meses acudir si fuera necesario a revisiones médicas en todas las semanas previas a la fecha de parto.

Los partos múltiples tienen contracciones más débiles y poco frecuentes, siendo habitual que el parto pueda prolongarse o tener que usar medios para provocar las contracciones. la posición de los bebés en los embarazos múltiples es otra de las características que preocupan a médicos y padres. Pero hay que tener en cuenta que casi en la mitad de los partos gemelares los dos niños vienen de cabeza, con lo que aumenta la posibilidad de que el parto comience de forma natural. El primer bebé se empuja a través de las contracciones, mientras que el segundo se desliza fácilmente tras el primero.

Uno de los riesgo a evitar por parte de todos los profesionales que asisten al parto del embarazo múltiple es procurar que el nacimiento del segundo hijo no comience mucho más tarde que el del primero, ya que supone un peligro para el segundo bebé adaptarse a la vida fuera del útero sin el estrés del nacimiento. En el caso que el segundo bebé estuviera de nalgas se decidiría realizar una cesárea.

Resumen
Embarazo múltiple: !Vienen dos¡
Título
Embarazo múltiple: !Vienen dos¡
Descripción
El uso de tratamientos hormonales, la edad de la madre cada vez más avanzada o tratamientos de reproducción asistida son la causa del embarazo múltiple
Autor
Editor
Braun Marketing & Consulting
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…